Publicado: Mie, mar 20th, 2013
| Hecho por: Sergio

Salarios 2013 – Mourinho no es el entrenador que más cobra

Valóralo:
1 Estrella2 Estrellas3 Estrellas4 Estrellas5 Estrellas! (¿Te parece interesante?)
Loading...Loading...

A pesar de ser el técnico de fútbol mejor pagado del mundo, el portugués José Mourinho -ver salario de Mourinho-, entrenador del Real Madrid, no es el preparador de fútbol que más ingresa en este deporte. El motivo de este dato revelador son los impuestos, que hacen que el entrenador que más cobra en este deporte a nivel mundial sea el italiano Carlo Ancelotti, técnico del PSG francés.

Según la empresa consultora ‘Pluriconsultoria’, el portugués Jose Mourinho es el técnico mejor pagado del mundo, con 15,3 millones de euros por temporada, seguido de Carlo Ancelotti, entrenador del PSG, con 13,5 millones y Marcelo Lippi (Guangzhou) con 10 millones.

Sin embargo, no todo ese dinero va íntegro a la cuenta corriente del técnico luso, que ve como en este aprtado es superado por el italiano Carlo Ancelotti. El técnico transalpino sería por lo tanto el entrenador que más dinero acaba ingresando por sus servicios.

Una vez descontados los impuestos, Carlo Ancelotti aglutina 7,4 millones de euros por temporada, superando en la lista a Jose Mourinho, que ganaría 7,3 millones. El tercero en discordia en este apartado sería Guus Hiddink, ya que el bajo impuesto ruso del 13% rebajaría tan solo su sueldo de 8,3 millones brutos a 7,2 millones limpios.

Salarios 2013 - Mourinho no es el entrenador que más cobra

Salarios 2013 – Mourinho no es el entrenador que más cobra

¿Cuánto cobra Tito Vilanova en el Barça?

La lista de esta consultora despliega los salarios en bruto y netos de los treinta entrenadores ‘más ricos’ del mundo del fútbol, entre los que, claro está, se encuentra el técnico del FC Barcelona, Tito Vilanova.

El entrenador catalán es el octavo en la lista, con un sueldo de 7 millones de euros brutos por temporada. Una cantidad que le dejaría u salario neto de casi cuatro millones de euros. Un salario base muy inferior al de entrenadores como Ferguson, Wenger o Capello.